Natillas atrufadas

Madrid se viste de negro y no porque esté de luto durante los meses de Febrero y Marzo debido a las jornadas gastonomicas de la trufa negra de Soria.
Muchos bares y locales madrileños se han sumado a esta iniciativa y están elaborando menús y tapas con trufa negra.
Ala trufa muchos la denominan el diamante negro de la cocina ya que es muy valorada en la gastonomia de muchos paises.
El uso de las trufas en la cocina se remonta a Egipto y a lo largo de la historia se les han atribuido propiedades afrodisíacas. En la edad media se las consideraba una manifestación del demonio por su color negro y su forma amorfa.
Hoy día mas que un fruto del denomio muchos diríamos que su sabor es celestial.
Aquí está mi aportación a las jornadas gastronómicas de la trufa negra de Soria con esta receta de natillas atrufadas que espero que os gusten.



Natillas atrufadas.
Tiempo de preparación: 15 minutos.
Para 4 personas.

Ingredientes:
1 huevo y 4 yemas de huevo.
60 grs de azúcar
20 grs de harina
400ml de leche entera.
Piel de limón y naranja, canela, vainilla y 1 sobre de azúcar vainillado.

Preparación:
Hervimos la leche con cáscara de limon y naranja, canela vainilla y el sobre de azúcar.
Batimos los huevos y las yemas en un bol con el azúcar y el harina .
Mezclamos todo
En un cazo ponemos la mezcla y la leche aromatizada y hervimos a 90 º aproximadamente (Fuego medio)
Una vez apagado el fuego rallamos la trufa , removemos y dejamos enfriar.

Servimos decoradas con un poco de trufa rallada y cáscaras de limon y naranja.

Bacalao con ajo negro al aroma de naranja.

Un producto muy común en Madrid es el bacalao. En la capital podemos degustar platos de bacalao en muchos bares y restaurantes, de hecho durante el mes de Marzo se celebra la ruta del bacalao en la cual muchos restaurantes nos ofrecen diferentes propuestas con el bacalao como ingrediente en común.
Podemos optar por recetas tradicionales o más de vanguardia.
Yo hoy os traigo una receta sencilla cocinada con ajo negro.
Aprovechando la 15ª edición del Mercado de productores de Madrid , este fin de semana, pude comprar el ajo negro de Mouse Hill.
El ajo negro en un ajo convencional que tras la recolección se somete a un proceso de fermentación basado en calor y humedad, de esta forma consiguen un sabor dulce y agradable y una textura gomosa con matices de frutas y regaliz.
A mi particularmente me ha encantado pero además de su uso culinario el ajo negro tiene propiedades muy beneficiosas para la salud física y emocional.
Se aconseja consumir de uno a tres dientes de ajo negro diarios y/o antes de prácticas físicas o actividades de desgaste intelectual.
Hoy os traigo una receta de bacalao con ajo negro al aroma de naranja que espero que os guste!





Tiempo de preparación 15 minutos.
Para 4 personas.

4 trozos de lomo de bacalao fresco.
3 cucharadas aproximadas de Aceite de oliva virgen extra
4 naranjas
4 dientes de ajo negro
1 calabacín pequeño
Pimienta, sal y un chorrito de miel.



Lavamos las naranjas y cortamos una en rodajas, el resto las exprimimos y reservamos el zumo.
Ponemos en una sartén una cucharada de aceite y doramos las rodajas de naranja. Reservamos.
Ponemos ahora el resto del aceite y los calabacines por toda la base de la sartén .
Echamos un poquito de sal y pimienta sobre los calabacines.
Colocamos los trozos de bacalao sobre los calabacines y echamos por encima el zumo de las naranjas.
Cortamos laminas de ajo negro y las colocamos encima del bacalao.
Tapamos con una tapa de cristal y dejamos cocer a fuego medio durante 7 minutos .
Ponemos en una fuente las rodajas de naranja tostadas , sobre ellas el calabacín y el bacalao y echamos la salsa de la sartén por encima.
Yo he decorado con un poco de miel de ajo negro que compré en el puesto de Mouse Hill.



Pastelitos de Belén.

Me encanta Lisboa , creo que es una ciudad preciosa y con mucho ambiente. Además se come fenomenal. Uno de los dulces tradicionales son los Pastelitos de Belén. Se dice que la receta es secreta y los auténticos sólo puedes comerlos en una pastelería típica de Belén. Yo os dejo esta receta que no es obviamente la secretisima receta original pero os puedo asegurar que están riquisimos.
Que la disfruteis!




Ingredientes para 12 pastelitos:
 
250 ml de leche entera
200 ml de nata líquida (35% de materia grasa)
100 ml de agua
6 yemas de huevo
2 cucharadas de Maizena
200 g de azúcar
1 cucharadita de esencia de vainilla
Unas gotas de ron
1 rama de canela
1 trocito de piel de limón
canela molida
1 lámina de hojaldre


Ponemos la masa de hojaldre en moldes redondos que habremos untado con mantequilla previamente y espolvoreamos por encima canela molida. Pinchamos con un tenedor y reservamos en la nevera.
Hervimos el agua con la rama de canela y el trocito de piel de limón durante 5 minutos.
Añadimos la nata líquida y calentamos un poquito mas.
Mezclamos la leche con la maizena, el azúcar, las yemas de huevo, la vainilla y la esencia de ron.
Añadimos poco a poco (y mezclando con varillas) la nata caliente a la mezcla de las yemas. Cuando lo tengamos todo mezclado, lo ponemos al fuego para que espese un poco. Sin dejar de remover hasta que espese. Si quedan grumos pasamos la batidora.
Dejamos enfriar y después rellenamos el hojaldre con la crema.
Horneamos a 200º durante 20 minutos. La masa subirá y después bajará , tienen que estar dorados por arriba.
Servimos calientes o frios con canela por encima.

Buñuelos de bacalao (pataniscas)

Hoy os traigo una receta de origen extremeño aunque se puede comer en casi cualquier restaurante en Lisboa (Portugal). El  ingrediente principal es el bacalao en salazón. Se pueden hacer friendolas con un poco de aceite en una sartén dándoles una forma planita o asi como las he hecho yo en forma de buñuelo friendolas en aceite abundante en una freidora.
Os dejo la receta a ver que os parece.



Ingredientes:


500g de bacalao desalado desmigado

2 cebollas

4 ramas de perejil

2 tazas de harina

4 huevos

Una pizca de sal

Un poco de agua

Preparación:
Amasamos el bacalao para que este quede blando y mejor de trabajar.

A continuación cortamos la cebolla en pequeños trozos.

 En un recipiente mezclamos bien el bacalao , el perejil bien cortado, la pizca de sal, la harina y los huevos. 

Vamos amasando y añadiendo poco a poco agua de forma que nos quede una masa muy gruesa , no demasiado liquida similar a la textura de los buñuelos de bacalao.
 
Preparamos una freidora con aceite y calentamos, cuando este este caliente vamos echando poco a poco pequeñas cantidades hasta que estén doraditas.

Servimos calientes, si queremos podemos acompañarlas de una salsa picante.

Champiñones a la cerveza.

Hay una costumbre en Madrid que me encanta y es la de salir de “tapas” o “tapeo”, lo que significa despalazarse por distintos bares tomando, a menudo de pié y tras una barra , distintas raciones de platos que se suelen compartir entre amigos.

Según algunos autores, Madrid es cocina fruto de las prisas de las tascas y los fogones de platos elaborados rápido y acompañados de vinos de la región. Como dato curioso su supuesto origen, se dice que el tapeo se originó en el siglo XIII, cuando reinaba Alfonso X el Sabio . 

Alfonso estaba enfermo y tenía que tomar pequeños bocados entre horas por preinscripción médica .Debido a que se recuperó rápidamente estableció que en las tabernas y mesones , junto a una copa de vino, siempre se ofreciera un pequeño bocado. Esto también buscaba que la ingesta de alcohol no provocara malestares físicos sobre todo en las personas que bebían y no tenían dinero suficiente para pagarse un plato de comida. 

A mi particularmente me encanta tomar en las tascas o tabernas de Madrid una cerveza bien fría acompañada de una buena tapa.

 Os dejo una tapa típica y muy fácil de preparar. Champiñones a la cerveza.





Champiñones a la cerveza

Tiempo de preparación: 30 minutos
Para 4 personas.

INGREDIENTES

· 600 gr de champiñones frescos
· Una cebolla pequeña
· 3 dientes de ajo
· Una lata de cerveza (330 ml)
· Unas ramitas de tomillo fresco (si no tenemos podemos sustituirlo por tomillo seco)
· Guindilla
· Una cucharadita de harina de maiz.
· 50 ml de agua
· Pimienta negra
· Aceite de oliva virgen extra
· Sal


ELABORACIÓN

1. Limpiamos los champiñones como lo hagamos de forma habitual, partimos en cuartos y reservamos.

2. Ponemos un chorrito de aceite de oliva en una sartén amplia o en una cazuela baja, añadimos la cebolla y el ajo en láminas y rehogamos.

3. Cuando comienzan a tomar color incorporamos los champiñones, sal, pimienta y guindilla al gusto.
Rehogamos unos 3 minutos más.

4. Es el momento de añadir el tomillo y la cerveza.
Cuando rompe a hervir dejamos que se cocine destapado a fuego suave-medio durante unos 20 minutos.

5. Pasado ese tiempo incorporamos la harina de maiz que habremos disuelto en el agua y mantenemos a fuego medio unos minutos más hasta conseguir una salsita espesa.

6. Comprobamos el punto de sal para corregirlo si fuera necesario y ya estarán listos para servir y disfrutar.

Berenjenas rellenas de rissotto de arroz salvaje.

Hoy una receta que me encanta y que hago con frecuencia.  Yo he hecho mi versión vegetariana pero si quereis podeis hacerla de la misma forma añadiendo carne picada o atún al sofrito. A mi particularmente me parece que así esta buenísima y es perfecta como entrante o como cena ligera. Espero que os guste!






Ingredientes:

60 g de una mezcla de arroz de grano largo y arroz salvaje
1 berenjena de unos 350 g
1 cucharada de aceite de oliva
1 cebolla pequeña picada fina
1 diente de ajo majado
Medio pimiento rojo pequeño sin pepitas y picado
2 cucharadas de agua
25 g de pasas
25g de anacardos troceados
1/2 cucharadita de oregano seco
40 g de queso cheddar curado o parmesano
sal y pimienta.

Elaboración:

Cocemos el arroz durante 15 minutos en agua con sal hasta que esté tierno.Lo escurrimos, lo lavamos y después volvemos a escurrirlo.
Ponemos en una cacerola agua a hervir.
Retiramos el tallo de la bernjena y la cortamos por la mitad a lo largo. Con mucho cuidado quitamos la pulpa del centro.
Escaldamos los caparazones de la berenjena durante 4 minutos y los secamos bien.
Picamos la pulpa de la berenjena muy fina.
Calentamos el aceite y sofreimos la cebolla y el ajo hasta que empiezen a ablandarse.
Añadimos el pimiento y la pulpa de la berenjena y rehogamos durante tres minutos más.
Vertemos las dos cucharadas de agua y cocemos otros 2 o 3 minutos.
Incorporamos las pasas , los anacardos, el orégano seco y el arroz del sofrito y salpimentamos al gusto.
Colocamos los caparazones de la berenjena en una fuente de horno y los rellenamos con la mezcla de arroz.
Cubrimos con papel de aluminio y cocemos las berenjenas durante 20 minutos en el horno precalentado a 190º
Abrimos la puerta del horno y espolvoreamos las berenjenas coon el queso, y las doramos durante 4 minutos hasta que el queso haga burbujitas.
Servimos las berenjenas calentitas.

Comentarios:

Esta receta es deliciosa. Las nuevas variedades de berenjenas no necesitan salarse para eleminar el regusto amargo ya que son más suaves sin embargo si quereis podeis hacerlo para eliminar el agua que contienen.
Si lo haceis lavar la berenjena, cortarla según  la receta  rociarla con sal y colocarla en un colador. Dejarla reposar unos 30 minutos, lavarla bien y secarla con papel absorbente.
Yo particularmente no lo hago, y me queda muy rica, también si quiero ganar tiempo utilizo  un arroz precocinado que venden con una mezcla de arroz basmati y salvaje muy rico.
Algunas veces en lugar de rellenar las berenjenas lo sirvo en fuentes pequeñitas de barro al horno o en una fuente grande si lo preparo para más personas.
Después se puede decorar la fuente con unas ramitas de orégano.

Ensalada capresca con salsa de albahaca.

Os dejo una riquisima ensalada con un color precioso en el plato.
Sencilla y rica rica. Muy importante que la albahaca esté bien fresca. Os pongo ideas para diferentes presentaciones:
Que la disfruteis!




Ingredientes
  • 4-6 tomates medianos o grandes
(450 gramos) de mozzarella fresca de su elección
Para acompañar (opcional):
  • Rebanadas de pan
Preparación

Cortamos los tomates, en rodajas, cuartos o en mitades, según nuestro gusto o de acuerdo a como deseamos presentar la ensalada.
 
Cortamos la mozzarella fresca en rodajas o cuartos, o dejamos completa, según nuestro gusto o la presentación deseada. 

Para servir la ensalada caprese en una bandeja:  
Arreglamos las rodajas/cuartos de tomate y mozzarella en una bandeja o platillo para servir. Podemos usar uno o dos platillos/bandejas, dependiendo del tamaño.
 Para las rodajas, podemos ir alternando una rodaja de queso con una de tomate, se  puede hacer en forma horizontal (o sea los tomates primeros en una sola capa y luego las rodajas de queso encima), o  alternar de una forma ligeramente diagonal. Para un plato rectangular o cuadrado, podemos crear capas horizontales rectas, y para un plato redondo puede formar una ronda con los ingredientes.
rociamos la ensalada de mozzarella y tomate con el aceite de albahaca y la reducción de vinagre balsámico (o vinagre balsámico regular
Servimos inmediatamente.

Para la salsa de albahaca:
  • 1 ramo o manojo grande de albahaca fresca, alrededor de 2 tazas de hojas de albahaca
  • ½ taza a 1 taza de aceite de oliva, ajustamos la cantidad de acuerdo al espesor que preferimos
  • 1-2 dientes de ajo,
  • Sal al gusto
Preparación
  1. Colocamos las hojas de albahaca fresca, el aceite de oliva, los dientes de ajo y la sal en una licuadora o en un procesador de alimentos. Mezclamos o licuamos hasta que obtengamos una consistencia suave. Probamos y ajustamos la sal según su gusto.
  2. La salsa de aceite de albahaca se puede utilizar inmediatamente o se puede refrigerar y usar en 1 o 2 días.

Gulab Jamun


Hoy os traigo gulab jamun .Es un dulce de la cocina india y pakistaní, aunque también se puede parecer a preparaciones de repostería de países como Jamaica, Trinidad e incluso de la cocina árabe.
Esta especie de bolitas borrachas perfectas para un postre diferente, y desde luego ideales como broche final de una comida con aires exóticos. A mi me gusta calentito. A ver que opinais vosotros!!
Ingredientes para una docena de gulab jamun.



Ingredientes:
  • Para el sirope: 500 ml de agua, 440 g de azúcar, 3 vainas de cardamomo, 2 palos de canela en rama, 3 estrellas de anís, 1 cucharadita de café de agua de rosas, una hebra de azafrán (opcional)
  • Para la masa: 75 g de harina con levadura incorporada, 25 g de leche entera en polvo, 125 g de queso crema, 12 uvas pasas sin pepitas, aceite vegetal para freír, harina para rebozar
Preparación:

Comenzaremos preparando el sirope. Para eso mezclamos en un cazo el agua, las especias y el azúcar y  lo calentamos todo suavemente hasta que veamos el azúcar disuelto.
Entonces subimos ligeramente el fuego y lo llevamos a ebullición, dejándolo cocer durante cinco minutos sin tapar y sin remover. Retiramos del fuego, añadimos el agua de rosa y el azafrán si queremos que queden después los gulab jamun más anaranjados, y lo dejamos enfriar.
Mientras mezclamos en un bol la harina, el queso y la leche en polvo  hasta obtener una masa blanda. La pasamos a una encimera enharinada y la amasamos con las manos durante cinco minutos.
Vamos cortando porciones del mismo peso, como de 20 gramos aproximadamente, y envolvemos la masa alrededor de una uva pasa, haciendo pequeñas bolas sin grietas con nuestras manos ligeramente enharinadas, o bien embadurnadas de mantequilla.
Ponemos una sartén honda al fuego y calentamos aceite vegetal, yo en mi caso de girasol, echando la mitad de las bolas para que se vayan friendo durante aproximadamente tres minutos, dándoles vueltas con cuidado para que se doren por todos los lados.
Las pasamos a un plato con papel de cocina para que escurran y rápidamente las echamos en el sirope especiado, dejándolas que se empapen un mínimo de una hora.

Bizcocho de castañas asadas con salsa de ron a la vainilla.


Tenía esta receta pendiente de publicar y aunque se ha hecho esperar un poquito aquí esta por fín!!
Es un bizcocho de castañas que está muy rico pero a mí particularmente lo que más me gusta es la salsa que lleva de ron templada. Espero que os guste.
Yo lo decoré con caramelo pero podeis decorarlo también con azúcar glass y canela.
A disfrutarlo!



Ingredientes:
120 gramos de azúcar,
60 gramos de harina de repostería,
60 gramos de castañas asadas peladas,
2 huevos (120 gramos),
120 gramos de aceite de girasol,
7 gramos de levadura de repostería,
una pizca de sal,
esencia de vainilla.

Preparación:
Precalienta el horno a 200º C con calor arriba y abajo. Tritura las castañas asadas y peladas, mézclalas con la harina tamizada y la levadura. Bate los huevos con el azúcar, puedes utilizar las varillas eléctricas hasta conseguir que espumen. Incorpora el aceite, mezcla y a continuación añade la mezcla de harina, ve incorporando con movimientos envolventes, añade la pizca de sal y la esencia de vainilla.
Prepara el molde que vayas a utilizar, si es necesario úntalo con mantequilla.Pueden ser moldes individuales.
Vierte la masa preparada en los moldes y cuando el horno esté a la temperatura deseada, introduce los bizcochos para que se horneen.
Utilizando moldes individuales, el tiempo de horneado puede ser de unos 20 minutos, compruébalo pinchando con un palillo, si sale limpio los bizcochos estarán hechos. En caso de hacer un molde grande puedes necesitar 5-10 minutos más de horneado.
Mientras tanto prepara la salsa de ron.
Sirve en los platos de postre un poco de salsa de ron caliente, coloca sobre ella el bizcocho, y decora como gustes este bizcocho de castañas con salsa de ron.
Si queremos podemos decorar con caramelo solidificado( 100 g de azucar, 40 g de agua y unas gotas de limón)

Para la salsa de ron
220 ml. de nata (22% M.G.),
65 gramos de azúcar,
50 ml. de leche,
20 gramos de Maizena,
80 gramos de ron,
una pizca de vainilla.

Pon en un cazo la nata con el azúcar, mezcla bien y calienta lentamente, moviendo de vez en cuando, hasta que entre en ebullición. Mientras tanto, disuelve la Maizena en la leche fría.
Cuando la nata rompa a hervir, incorpora la mezcla de harina de maíz y leche, incorpórala a la nata batiendo con las varillas y deja cocer un par de minutos a fuego bajo. Seguidamente añade el ron y la canela (o la especia deseada, si incorporas frutas secas, rehidrátalas previamente en el ron).
Deja cocer la salsa de ron un par de minutos más y retira del fuego.

Kofta de carne con salsa de yogur. (Yogurtlu Köfte)


Desde Turquía os traigo esta receta  con un toque exótico. Las he preparado hace poco en clase con mis alumnos, se puede preparar con forma de hamburguesa o con forma de salchicha en un pincho. Lo que mas os guste.
Los garbanzos los podeis pulverizar o comprar directamente harina de garbanzo. También  podemos sustituir los garbanzos por bulgur (trigo partido)
Las Koftas se pueden preparar también con carne picada de cordero. Yo los he hecho con carne de ternera acompañados de una salsa de yogur. A ver que os parece!!



Ingredientes:

80 g de garbanzos secos.
4 ramitas de perejil(sólo las hojas)
1 cebolla.
25 g de aceite de oliva
600 g de carne picada.
2 huevos.
2 cucharadas de sal.
½ cucharadita de pimienta.
½ cucharadita de cayena desmenuzada.
½ cucharadita de cúrcuma.
½ cucharadita de comino molido.
Aceite para freir.

Preparación:

Ponemos los garbanzos secos en una trituradora y pulverizamos 45 seg .
Picamos el perejil muy pequeñito y mezclamos con los garbanzos pulverizados. Reservamos.
Troceamos la cebolla fina.
Ponemos aceite en una sartén y sofreimos la cebolla durante aproximadamente 3 minutos.
Mezclamos en un bol muy bien la cebolla con la mezcla de garbanzos y perejil, la carne , los huevos y las especias.
Cuando todos los ingredientes estén muy bien integrados dividimos la mezcla de carne en 16 partes. Con las manos mojadas hacemos bolitas y las aplanamos para darles forma de hamburguesa.
Calentamos el aceite para freir en la sartén y freimos las koftas por los dos lados hasta que estén hechas.
Mientras tanto preparamos la salsa de yogur.

Salsa de yogur:

2 dientes de ajo
4 ramitas de menta (solo las hojas)
500 g de yogur natural.
½ cucharadita de sal.
2 pellizcos de pimienta.
1 cucharada de zumo de limón.

Troceamos los dientes de ajo y la menta.
Añadimos el yogur, las especias , el zumo de limón. Mezclamos bien.
Servimos la salsa de yogur con las koftas.